¿Eres de las mamás que dejan a su bebé con el biberón durante la noche o durante la siesta? Seguro es para no tener que despertarte durante las noches a darle de comer al bebé, o para que sea un poco más independiente, de cualquier manera, ¡puede provocarle problemas de salud bucal!

El síndrome del biberón es un tipo de caries dental en niños muy pequeños. Es causado por la exposición prolongada a la leche o líquidos azucarados. Los niños que llevan el biberón o la taza para beber a todos lados a todas horas son los que tienen más riesgo de contraerlo.

Los síntomas en los que uno debe fijarse para prevenirlo son las encías enrojecidas, boca inflamada y notar que los dientes no se vean o luzcan normales. Los niños con el síndrome del biberón con frecuencia requieren cirugía oral con anestesia general.

Lo que se debe hacer es no dejar al niño con un biberón y que se alimente sólo a los horarios que ya se asignen para comer o tomar un refrigerio. También es importante siempre darle agua después de alimentarlo para enjuagarle los dientes.

Y, como siempre ¡acudir periódicamente al dentista!

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here