La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha catalogado al Síndrome Burn Out  como un riesgo laboral pero… ¿de qué se trata?

El síndrome de Burn Out es un trastorno adaptativo, crónico, asociado con el inadecuado afrontamiento de las demandas psicológicas del trabajo que altera la calidad de vida de la persona que lo padece y produce un efecto negativo en la calidad de la prestación de los servicios.

Se trata de un padecimiento que afecta más a profesiones que requieren un contacto directo con las personas y que  necesitan altas dosis de entrega y concentración. 

Entre los factores de riesgo se encuentran:

  • Personas jóvenes.
  • Género femenino.
  • Solteros o sin pareja estable.
  • Mayores turnos laborales o sobrecarga laboral.
  • Rasgos de personalidad tales como personas idealistas, optimistas, con expectativas altruistas elevadas, deseo de prestigio y mayores ingresos económicos. 

Signos de alarma

  • Negación: la persona afectada es la última en aceptar que tiene el problema. 
  • Aislamiento: es frecuente que la persona afectada se retire de la familia, sus colegas y amigos. 
  • Ansiedad: es la sensación persistente de que algo malo va a suceder. 
  • Miedo o temor: una sensación poderosa de temor de acudir al trabajo.
  • Depresión: incapacidad para percibir sensaciones placenteras.

Si presentas alguno de los siguientes signos de alarma acude con el profesional de salud.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here