Lejos quedaron los tiempos en los que al entrar al baño para atender el llamado de la naturaleza uno se llevaba para leer una revista o periódico o de menos la etiqueta del shampoo. El día de hoy, todos llevamos el smartphone para checar el “feis” aprovechando el tiempo, sin embargo, esto tal vez no sea una muy buena idea.

¿Pero por qué? Pues porque según un estudio de la Universidad de Arizona, los teléfonos celulares pueden tener hasta 10 veces más gérmenes y bacterias que un retrete ¡pero qué asco! La razón sería que la gente no se lava bien las manos con agua y jabón después de ir al baño.

La pantalla del celular recibe y retiene todos los gérmenes de las cosas que pueda tocar y que uno trae en las manos y luego los vuelve a transmitir, por eso es muy importante lavar las manos constantemente, incluso si no se ha ido al baño, y limpiar con paños especiales la pantalla.

Así de sencillo y simple se logran evitar infecciones y se checa el “feis” con más tranquilidad.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here